Hilos Tensores

Consigue un aspecto rejuvenecido y luce una piel con mayor vitalidad gracias a los Hilos Tensores. El lifting facial sin cirugía que consigue tensar las zonas apagadas de tu rostro.

Detalles

Tiempo quirúrgico:
30-40´
Anestesia:
Local
Hospitalización:
Ambulatoria
Recuperación:
48h
Resultados:
Instantáneos

Precio

desde 400
TODO INCLUIDO
  • 1ª Valoración
  • Hilos Tensores
  • Medicación
  • Revisiones

Qué son los Hilos Tensores

Los Hilos Tensores o lifting facial sin cirugía es un tratamiento que se caracteriza por tensar la piel con el fin de rejuvenecerla, produciendo la generación de elasticidad y colágeno alrededor del hilo insertado. La técnica que se lleva a cabo es segura, indolora y con resultados naturales inmediatos, sin necesidad de tener que pasar por el quirófano.

Ahora este tratamiento de hilos rejuvenecedores ofrece todas las ventajas de un lifting tradicional sin sus inconvenientes del postoperatorio.

Funciones de los Hilos Tensores:

Ventajas de Hilos V Lift

Y también en otras zonas corporales como:

  • Entrepiernas
  • Brazos
  • Escote
  • Glúteos

La duración aproximada del tratamiento es entre unos 30-40 minutos aproximadamente. En el caso de los hilos tensores se podrá elegir el uso de hilos espiculados y no espiculados, cuya diferencia radica en las púas que conlleva ese hilo a la hora de tensar la zona de la piel.

Antes y después

Vídeos

Cómo es el tratamiento

El tratamiento es muy sencillo. En primer lugar se realiza un estudio de la piel donde se va a realizar el tratamiento, de esta manera se lleva a cabo un previo marcaje dividiendo la zona para que se conozca el inicio y fin de cada uno de los hilos. A través del tejido subcutáneo se distribuyen los hilos faciales con una aguja fina, sirviendo estos de guía.

Uno a uno se van colocando los hijos rejuvenecedores en una dirección y en el sentido contrario, creando así una lesión tisular para la aparición de tejido de soporte de forma natural alrededor del hilo insertado, produciendo colágeno y fibroblastos. De esta manera se consigue tensar la piel.

Los hilos tensores están compuestos por polidioxanona, un material biocompatible y reabsorbible que no produce ningún tipo de alergia.

Tras unos 30-40´de duración, el paciente podrá marcharse por su propio pie sin necesidad de ser hospitalizado. Se le aplicará crema para que la inflamación sea menor. La duración del efecto tenso de la piel suele durar entre año y medio o 2 años, provocado por la disolución de los hilos automáticamente por nuestra piel.

Este tipo de tratamiento se recomienda combinar con otro tipo de técnicas como el bótox, los rellenos con ácido hialurónico o plasma rico en plaquetas, para ofrecer más vitalidad, brillo y salud a nuestro rostro.

Ventajas

El tratamiento de los Hilos Tensores se caracteriza por tener múltiples ventajas, algunas de ellas son:

  • Cirugía menor, poco invasiva.
  • Anestesia local.
  • Recuperación inmediata.
  • No requiere hospitalización.
  • Efectos inmediatos con un notable rejuvenecimiento facial.
  • A diferencia de otros tratamientos los resultados son mucho más naturales con una duración entre 1 año y media y 2 años.
  • Los hilos se reabsorben de manera natural sin producir ningún tipo de alergia.
  • Puede aplicarse junto a otros tratamientos y las veces que sean necesarias.

Después del tratamiento

Después del tratamiento de hilos faciales, el paciente puede incorporarse inmediatamente a su vida diaria:

Medicación
Tomar medicación según prescripción médica.
rascar
Evitará tocarse ni rascarse las zonas tratadas.
lavar
No podrá lavarse la zona tratada hasta pasadas 12 horas.
descanso
Debe evitar prácticas deportivas y cualquier exposición a posibles golpes en la cara durante al menos un mes.
sol
Evitar la exposición al sol y a rayos UVA los primeros días.
aplicar frio
Frío local durante las 48h para evitar ningún tipo de inflamación.

Contraindicaciones

Una de las principales ventajas que ofrece el tratamiento de hilos tensores son los pocos efectos secundarios que puede ocasionar. Lo común es un leve enrojecimiento de la zona tratada o la aparición de algún pequeño hematoma que desaparecerá a los pocos días.
Este tipo de lifting no es recomendable:

  • En mujeres que se encuentran en período de gestación o lactancia.
  • Pacientes que suelen tener habitualmente infecciones en las zonas donde se va a aplicar dicho tratamiento.
  • Personas con enfermedades neoplásicas.