Cómo se hace el Aumento de Pecho con Implantes (3D)

El implante de pecho para aumentar el busto en las mujeres es una de las intervenciones más realizadas en todo el mundo. En concreto, en nuestra clínica es la segunda, después de la liposucción. Voy a explicarles los pasos que seguimos en nuestra clínica a la hora de hacer un implante de pecho.

Cómo se hace el Aumento de Pecho

En primer lugar hacemos una marcación en la zona donde queremos que vaya el implante. En segundo lugar procedemos a sedar a la paciente. No es una anestesia general, se hace una sedación profunda para que la paciente esté relajada y no sienta nada. A continuación, hacemos una desinfección de la zona de la piel donde vamos a trabajar. Y, por último, aplicamos anestesia local. Una vez terminadas estas fases pasamos a la intervención propiamente dicha.

Las vías de acceso que se utilizan para introducir los implantes son 3.

  • Vía inframamaria, con una pequeña incisión debajo del pecho. Esta vía de acceso es la que se practica con mayor frecuencia y deja una mínima cicatriz escondida en la línea submamaria que desaparece con el tiempo.
  • La vía areolar por el contrario no deja cicatriz pero puede conllevar pérdida de la sensibilidad en la zona del pezón y alguna complicación para la lactancia.
  • Por último, la vía que menos se utiliza por su complejidad es la vía axilar.

Una vez que elijamos la vía por la que vamos a introducir los implantes hay que decidir qué tipo de implantes son los más adecuados para esta paciente.

¿Qué tipos de implantes se utilizan en el Aumento de Pecho?

Los implantes que trabajamos en nuestra clínica son implantes aprobados por la FDA Americana. Son de calidad superior y los garantizamos de por vida.

Los implantes básicamente son de dos tipos: Redondos, que otorgan al pecho una forma redonda como su propio nombre indica y dan como resultado un escote más pronunciado. El inconveniente es que si se escoge un volumen muy grande con este tipo de implantes puede parecer artificial.

Por el contrario, los implantes anatómicos son con forma de lágrima o gota de agua y tienen unos resultados muy naturales. Lo suelen escoger chicas a partir de los 30 o los 40 porque no quieren que se note que llevan implantes en el pecho.

Una vez hemos escogido la vía de acceso y los implantes procedemos a hacer la incisión y el cirujano con la mano hace un bolsillo en la zona donde va a colocar el implante.

Una vez colocado el implante en el bolsillo, evaluamos que el efecto estético es el correcto y el deseado para esta paciente. A continuación se procede a hacer lo mismo en el otro pecho para que queden idénticos, simétricos.

Una vez que hemos finalizado en el segundo pecho se cierra la incisión con una sutura interna intradérmica especial que asegura que la cicatriz sea mínima.

¿Cuáles son los cuidados durante el postoperatorio?

Como en cualquier cirugía el postoperatorio es fundamental para conseguir los resultados totalmente deseados. Una vez se haya finalizado la cirugía, el equipo médico colocará una venda alrededor del pecho de la paciente que tendrá que llevar durante 48 horas, evitando así que el pecho se inflame.

Pasadas estas 48 horas se tendrá que realizar la primera revisión y su correspondiente cura, llegando a elegir entre el sujetador o la banda especial para esta zona. Cualquiera de las dos será necesario llevar aproximadamente durante un mes, tiempo suficiente para que el paciente pueda comenzar con una vida totalmente cotidiana y lo más importante, pueda disfrutar de su nueva imagen.