¿Cómo recuperar la figura después del parto?

¿Cómo recuperar la figura después del parto?

Las famosas tienen muchos secretos de belleza que nos dejan con la boca abierta sin embargo, el mejor guardado de todos ellos es la clave de conseguir recuperar la figura después del parto de manera espectacularmente rápida. Sin embargo, en la era de internet ¡todo se sabe! Y sí, sabemos cómo lo hacen.

En realidad es muy sencillo y se compone de tres pilares esenciales que se resumen en un solo tratamiento: el Mommy Makeover. Lo sabemos, tiene nombre de tratamiento lleno de glamour y sobre todo promete un cambio radical y esas dos suposiciones son completamente ciertas.

¿Qué tratamientos forman parte del Mommy Makeover?

Las zonas que más afectadas se ven de nuestros cuerpos después de ser mamás son el abdomen y el pecho y el Mommy Makeover se centra precisamente en remodelarlas. Las cirugías que se emplean son: liposucción, abdominoplastia y mastopexia.

Liposucción: pierde la grasa abdominal

Ganar peso durante el proceso de embarazo es perfectamente normal, el problema es que esos kilos acumulados son muy difíciles de eliminar después de haber dado a luz. El abdomen es precisamente el área en el que más grasa se acumula y la liposucción es la clave para deshacerte de ella de forma eficaz y rápida.

Esta cirugía permite en menos de hora y media deshacerse de la grasa del vientre absorbiéndola por completo.

Abdominoplastia: reafirma tu vientre

En muchas ocasiones con eliminar la grasa abdominal no es suficiente. Después de dar a luz, la piel del abdomen se da de sí provocando que adquiera un aspecto descolgado. Este es precisamente el problema que más preocupa a las mamás recientes que acuden a un cirujano estético buscando recuperar su figura.

La abdominoplastia además de retirar grasa estira la piel de la barriga lo que le procura un aspecto completamente terso.

Mastopexia: levanta tus senos

Una de las principales consecuencias físicas del embarazo y especialmente del periodo de lactancia es que el pecho se cae. Es inevitable pero no irresoluble. La mastopexia es la cirugía que permite levantar el pecho y devolverlo a su proyección alta.

Esta cirugía se puede realizar también junto al aumento de pecho, de tal forma que además de recuperar la posición del pecho se recupera su volumen.

No obstante, pese a que estos tres tratamientos son prácticamente milagrosos, es muy importante mantener una dieta equilibrada y una rutina de ejercicios que se intensificará paulatinamente a medida que la mami se recupera, con el fin de mantener los resultados y de conseguir recuperar la figura por completo.